4 oraciones «poderosas» para mujeres embarazadas

En este artículo vamos a compartir oraciones para mujeres embarazadas que son perfectas debido a que se ajustan a su condición especial, la cual requiere de más cuidados y mayor apoyo, comprensión, amor y una gran fe en Dios

Oración durante el embarazo



Padre nuestro que estás en el cielo,
vengo ante ti para pedirte por el hijo que llevo dentro, que aún es débil, pequeño y muy vulnerable, pero ya está transformando mi corazón y mi cuerpo.

Te doy las gracias por confiarme su vida, te doy las gracias por permitirme acogerlo de la misma forma que Mario acogió a tu hijo, Jesús, hasta el día de su parto.

Gracias por permitirme saludarlo como mi madre me saludó a mi cuando descubrió que me encontraba dentro de ella, mi presencia en lo más íntimo de ella.

Padre Nuestro, te ruego que nos ames, me asombra este misterio y la vida que nos has dado, aunque sea frágil y esté llena de promesas y sorpresas. Gracias por darme los ojos del corazón para poder ver a mi hijo de ahora en adelante.

Mientras mi hijo aún no sea visible,
Padre, tú que estás lleno de bondad, te ruego que me ayudes a hacer que cada día pueda trabajar por la felicidad de mi hijo. Te pido, Padre Nuestro, que le des a mi hijo toda la fe, todo el amor y toda la esperanza que llevó yo dentro de mi corazón.

Finalmente, para mi hijo, que desde ahora está por encima con todos los tuyos, te ruego padre, que mantengas a mi hijo bien protegido de la misma forma en que cuidas de todos.

Desde ahora y para siempre,
Amén.



Oración para el niño en el vientre

Padre Nuestro, Padre Celestial, vengo ante ti para agradecerte por esta nueva vida que se está formando dentro de mí, para pedirte que este niño nazca a tu imagen y semejanza.

Te pido que envíes el Espíritu Santo y que puedas iluminar mi vientre, que lo puedas mantener lleno de grandeza, gloria, poder y salud, tal y como hiciste en el vientre de María para que pudiera dar luz a tu hijo.

Señor Jesucristo, te ruego que vengas con todo tu amor y tu gran misericordia para que puedas derramar tu gracia en mi hijo.

Para que elimines cualquier aspecto negativo que le haya podido transmitir, ya sea consciente o inconsciente, así como cualquier rechazo que pueda haber. Y que, si en algún momento llegó a pensar en el aborto, puedas eliminar ese pensamiento de mi mente en un instante.

Te ruego que lo puedas librarlo de cualquier maldición que venga de nuestros antepasados, de cualquier enfermedad o problema genético que pueda llegar a transmitirle, así como de cualquier vicio que pudiera llegar a heredar de nosotros o de nuestros padres.

Te pido que puedas lavar a este niño con tu preciosa sangre y que puedas llenarlo con tu espíritu Santo, enseñándole el camino de tu verdad. Desde este momento te lo encomiendo a ti, pidiéndote que lo puedas bautizar con tu Espíritu Santo, haciendo que su vida siga el buen camino y siempre se encuentre con el amor infinito de tu bondad.

Lava en tu Sagra toda la suciedad que pueda llegar desde lo más oculto, el espiritismo y las maldiciones, así como la bebida y la comida santificada. Sé que tú eres el Espíritu Santo que consiguió impregnar en mi vientre, esta nueva vida que cuidare con todo lo que tengo.

María, madre de nuestro señor, te ruego que me enseñes como cuidar de este niño tal y como lo hiciste con Jesucristo cuando estaba en tu vientre. Te ruego que envíes a tus ángeles para que puedas cuidar de mí, para que intercedan por esta nueva vida.

Gracias Padre, por este hermoso bebé.
Gracias, Espíritu Santo, por llenar esta nueva vida con tu gracia.
Gracias, Jesús, por cuidar de este bebé.
Le doy las gracias a todos. Que honre y glorifique a Dios ahora y para siempre.

Amén.



Oración a la Virgen del Carmen para mujeres embarazadas

“Santa Virgen del Carmen, tú que has sido madre, me arrimo a ti en esta ocasión y te pido protejas a mi hijo que llevo en mi vientre y que también me cuides a mí. 

Amada madre, tú que estás llena de amor, te ruego para que, a través de tu santo escapulario, que mi bebé crezca para convertirse en una persona de bien, una persona que siga el camino de nuestro Dios y tú camino.

También te pido para que, durante todo mi embarazo, siempre estés a mi lado protegiéndome para que todo salga bien y que mi bebé se mantenga saludable en todo momento.

Con tu santa mano, haz que mi bebé nazca muy sano y fuerte, para que yo pueda ser quien o guíe por el camino del bien. Santísima Virgen, madre del niño Jesús, en este momento estoy muy tranquila porque se que tú con tu mano divina me protegerás con tu mando divino, para que así mi hijo pueda crecer bien.

Por nuestra Señora del Carmen,

Amén.



Oración para mujer embarazada a punto de dar a luz

Sé muy bien que pronto llegarás, con tu presencia.
Para poder llenar cada uno de los rincones de mi casa.
Que tu sonrisa será la luz que ilumina las noches oscuras,
tus ojos serán las estrellas, y mi rostro la luna que siempre te acompañara en tu paseo.
Tu presencia será, el viento que acaricia el trigo de la ilusión cuando llega la primavera.
y mi pecho será la almohada sobre la cual descansar,
acompañándote desde tu sueño hasta tu despertar.

Empezarás a dar tus primeros pasos,
te vas a tropezá, a caer y te volverás a levantar.
Mi amor siempre estará a tu lado,
para protegerte y cuidarte,
para poder alimentarme y darme todo tu calor,
poder darte de todo mi amor.

Tu sonrisa será como una luz, la que iluminará mis noches más oscuras,
tus ojos serán como una estrella, y mi cara será como la luna que te acompañará.
Tu presencia será como el viento que acaricia el trigo cuando llega la primavera,
y mi pecho será la almohada sobre la cual descansar,
acompañándote desde tu sueño hasta tu despertar.



Estas son las oraciones para mujeres embarazadas que puedes orar cuando quieras acercarte a Dios para que cuide de tu bebé y así pueda estar saludable hasta el día de su nacimiento.

También puede rezar oraciones a San Ramón Nonato para la madre embarazada y el bebé




Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.