Oraciones a SAN RAFAEL arcángel para la PROTECCIÓN

San Rafael es uno de los siete arcángeles de Dios, uno de los siervos más cercanos al poder celestial de nuestro Padre Celestial. Te puedes encomendar a él cuando sea necesario para poder sanar problemas.

El hecho de decir su nombre significa que estas buscando sanación o protección. Así, para encontrar el amor de un Santo tienes que invocarlo cuando estés buscando claridad en tus sentimientos, para poder atraer el amor verdadero y para poder eliminar los problemas que estén afectando tu matrimonio o tu salud.

Oración de protección a Arcángel San Rafael




Glorioso Arcángel San Rafael, tú que eres un poderoso soldado del ejercito celestial de nuestro Padre, en esta ocasión me acercó a ti para pedir tu protección. Protección en todos los aspectos de mi vida, par que me pueda sentir seguro en cualquier camino que decida emprender, sobre todo en la búsqueda del amor divino.

Te respeto y te venero por tu gran bondad y poder, por eso te pido que intercedas ante Dios por mí, para que me pueda proteger bajo su cobijo divino, teniendo su protección y amor. Glorioso San Rafael, te pido que te deshagas de las cadenas que me atan al desamor, a la mala suerte y a la maldad. Te pido que me bendigas, ya que me encuentro afligido y vulnerable, para que así pueda pasar a ser uno con nuestro señor.

Glorioso Arcángel San Rafael, te pido que acudas a mí en estos tiempos de necesidades, así como acudiste a expulsar a los malvados demonios de Sara y Tobit. Que el odio se convierta en amor y que cualquier persona que me odie pueda ser capaz de transformar ese odio en amor por la gracia de nuestro Dios, esto gracias a tu ayuda celestial.

Confío en que me ayudarás con tu gran bondad, por eso al hacer esta oración me quedo tranquilo, pues sé muy bien que tú eres mi protector, por lo que me encomiendo y te venero fielmente, pues tu eres uno de los siete arcángeles de nuestro Señor.

Amén.




Oración de 21 días a San Rafael Arcángel

Oh, glorioso San Rafael Arcángel, siervo de nuestro Dios, en este día elevo mi plegaria buscando tu compasión. Elevo mi amor, para que así este se pueda multiplicar y me pueda mantener alejado de mal que pueda rodearme y afectarme. 

Desde este altar en el que me encuentro, te ruego por tu ayuda, para que puedas socorrerme. Glorioso Arcángel San Rafael, tú que luchas para proteger la gloria y paz de nuestro Dios, ayudando a todas las almas bondadosas, te pido que me ayudes a recuperar mi luz para que nunca deje de brillar. Desde lo más alto y profundo de nuestro interior, te ruego que me des tu protección.

Desde lo más profundo de mi ser, te ruego humildemente, que me puedas iluminar. Por favor, intercede ante el padre santo para que pueda perdonar todos mis pecados y que pueda estar protegido todos los días.

No vengo a ti en la búsqueda de abundancia, sino que deseo obtener paz y amor. Sólo tengo humildad en mi corazón y espero que con tu presencia pueda sobresalir en esta vida. Quiero tu ayuda para poder vender los obstáculos a los que me enfrento, que son los que me impiden ver cono claridad este mundo.

Glorioso Arcángel San Rafael, te ruego que me concedas la dicha de ser feliz.

Amén.



Oración por los hijos a Arcángel San Rafael

Hijo mío, tú que eres un fruto bendito, que eres hijo de Dios, quien me ha sido encomendado a mis cuidados. Le pido a Dios que te mantenga protegido por medio del glorioso Arcángel San Rafael.

Que Arcángel San Rafael, en su gloria y amor, siendo la sanación del señor, te pueda sanar de cualquier malestar físico que puedas padecer y que te proteja de la oscuridad que hay en el mundo. Que no haya noche en la que no sientas temor y que no haya un día en el que no haya sol en tu vida.

Te ruego, Arcángel San Rafael, que puedas conservar el brillo en la vida de mi/s hijo/s. Que nunca sufra de tristeza o de preocupaciones, que siempre su alma esté alimentada con felicidad.

Te ruego, glorioso Arcángel San Rafael, que siempre lo guíes por el camino de la felicidad para que siempre pueda estar contento, para que cuando los tiempos sean complicados, siempre pueda mantener su fe. Te pido que te presentes en su presencia, que influyas cada uno de sus pasos para que siempre puedan seguir el camino de nuestro señor.

Te ruego que puedas librarlos de todo mal, que los libres de ir a lugares equivocados en los que puedan cometer errores y conocer el pecado. Glorioso Arcángel San Rafael, encomiendo la vida de mis hijos en tus manos, para que siempre puedan tener amor.

Amén.






Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.